‘Es la convivencia el mejor aprendizaje’

Que la convivencia sea el aprendizaje más valioso que los niños reciban en una escuela es imperativo en la educación actual, dijo Leonel Narváez Gómez, en su conferencia Sin perdón no hay futuro.

Como parte del ciclo Motivos para la paz, la charla fue impartida en el Museo Interactivo Sobre las Adicciones, invitado por Grupo Editorial Noroeste, donde el sacerdote colombiano y presidente la Fundación para la Reconciliación llamó a las escuelas a dejar de ser centros de capacitación para la violencia.

El también filósofo y sociólogo destacó cuatro escenarios clave para enfrentar exitosamente el tema de la violencia: El familiar y la relación interpersonal, el ámbito escolar, los medios de comunicación y, por último, la iglesia u organizaciones basadas en la fe.

Violencia Intrafamiliar, la más dañina

El invitado afirmó que este primer apartado, la violencia intrafamiliar, es el problema más grande que se tiene hoy en día y se aplica especialmente contra las mujeres en un 63 por ciento y en niños, en un 60 por ciento.

“Aun con estas cifras, México está entre los países donde hay más confianza entre sus conciudadanos.

“Cuando las personas o familias aprenden a perdonarse, tiene la gran ventaja de evitar caer en la cultura de la venganza, uno de los principales motivadores de la violencia”.

Educar para la convivencia

En el tema, educar para la convivencia, Narváez Gómez destacó que el rol de la educación en las escuelas debería modificarse, lanzando una invitación a los maestros, a enfocarse más en enseñar a los niños la importancia de aprender la convivencia entre ellos, a manejar el coraje, a conocer y administrar sus emociones.

En México, señaló, ya existen escuelas donde se está enseñando pedagogía llamada El cuidado y la reconciliación, ubicadas en Michoacán, Jalisco y Guanajuato, todas impartiendo el tema de la convivencia.

“Entre más convivencia haya en el salón, más aprendizaje adquirirán los niños. Por eso, las escuelas tienen que dejar de ser centros de capacitación para la violencia, donde la tarea crucial del maestro no sea dar clases, sino hacer felices a los niños y enseñarles a convivir con los demás, no a generar competencia con calificaciones”.

El papel de los medios de comunicación

El teólogo señaló que los medios de comunicación, periodistas y/o comunicadores normalmente están siempre a tres fuegos, el crimen organizado y narcotráfico, el poder político y el empresarial.

“México es uno de los países con menos buen periodismo, esto por los peligros, amenazas y muertes que ha tenido, lo que da como resultado que México baje puntos en materia de independencia y libertad”, indicó Narváez Gómez.

 

Da testimonio de perdón

El sacerdote destacó que, como buenos cristianos es muy importante dar testimonio de lo más esencial del cristianismo, que es perdonar.

“Sin el testimonio del perdón, solo queda una vida infecunda y estéril, si no perdonamos se nos acaba el cristianismo, se agota la ética y la espiritualidad, por lo que la religión sin espiritualidad es mero cosmético, el perdón no cambia tu pasado”.

Perdonar, libera

“El perdón es un ejercicio de limpieza, libera, oxigena y sana”, especificó el presidente de la fundación, quien diseña e implementa propuestas en el marco de una cultura política de perdón y reconciliación para facilitar la resolución pacífica de conflictos, la prevención y superación de las violencias.

“Un ser humano es más humano si sabe perdonar”, enfatizó, “es un regalo a la vida. Quien no perdona se vuelve víctima. La humanidad tiene que pasar de perros bravos a ser las mujeres elegantes, bonitas; las personas que no perdonan, se vuelven feas, se arrugan, se enferman, se amargan”, externó.

Y aseguró que el perdón es un tema central no solo político, sino de virtud y de crecimiento humano, un concepto crucial, de cómo la humanidad pasa de la rabia al perdón, de una transición evolutiva necesaria, por lo que si el ser humano no perdona no evolucionará.

“Perdón no es olvidar, no es negar la justicia, no es abrazarse con el ofensor o negar el dolor que uno siente, es saber reconciliarse con el otro”.

Para que una verdadera reconciliación se dé, se necesitan cuatro aspectos: que se conozca la verdad, que haya justicia, que haya una reparación y, por último, que haya un pacto de que eso jamás volverá a ocurrir, señaló el conferencista.

“…Las escuelas tienen que dejar de ser centros de capacitación para la violencia, donde la tarea crucial del maestro no sea dar clases, sino hacer felices a los niños y enseñarles a convivir con los demás, no a generar competencia con calificaciones”.

Leonel Narváez Gómez

Sacerdote

 

63% de la violencia intrafamiliar es contra las mujeres

 

60% de la violencia intrafamiliar es contra los niños

 

47 de 50 Ciudades más violentas en el mundo están en el Continente Americano

 

1 de cada 7 Víctimas de homicidio es un hombre menor de 30 años.

 

Leonel Narváez Gómez

– Sacerdote misionero de la Consolata, filósofo y sociólogo con postgrados de la Universidad de Cambridge en Inglaterra y de la Universidad de Harvard.

– Participó tres años en el Comité Temático de negociaciones con las FARC (Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia) en donde desarrolló programas exitosos de paz.

– En San Vicente del Caguán (Caquetá-Colombia) fue honrado con el título de Ciudadano Honorable de la Ciudad.

– Durante tres años fue Consejero Nacional de Colciencias (Institu to Nacional de Investigación, área de Ciencias Sociales).

– Fundador y actual presidente de la Fundación para la Reconciliación, institución que ha sido reconocida con premios de paz como el Premio UNESCO Educación para la Paz 2006 y la Orden de la Democracia 2007 otorgada por el Congreso de la República de Colombia.

Comentarios

comentarios